Image default

La argentina que vive en una ciudad futurista de Qatar y toma mates en el desierto

María Belén Hermina tiene 28 años, es contadora y se mudó hace seis años a esa ciudad junto a su novio, un preparador físico de voley. Su adaptación no le costó mucho. Tiene amigos de todas partes del mundo, se integró a los qataríes e impulsó la creación de un grupo de Whatsapp de 300 argentinos residentes en Doha. Ahora está instalada en la flamante y lujosa ciudad Luseil, anfitriona de la Copa del Mundo

Mientras terminaba su carrera de contadora en Mar Del Plata, María Belén tomaba mate en la rambla. Desde hace seis años, disfruta tomarlos en el desierto. Esta joven de 28 años, nacida en Olavarría cambió su vida por completo cuando su novio Pablo Gianelli, profesor de educación física y preparador físico de vóley fue convocado para trabajar por un club de Qatar. Cuando terminó sus estudios, María Belén viajó sola a ese mundo desconocido, exótico y de arquitectura moderna.

“No había vivido en el exterior ni viajado mucho. Fue mi primer viaje en avión para darse una idea y el primer vuelo en el que fui sola, pero me estaba esperando acá mi novio”, recuerda mientras ve llegar miles de compatriotas con la celeste y blanca sobre la espalda para alentar a la selección.

La contadora recién recibida consiguió trabajo en la Embajada de Uruguay a su llegada y logró hacerse de un montón de amigos. No solo está integrada a la comunidad argentina. “Yo fui una de las que creó el grupo de WhatsApp que hoy utilizamos más de 300 argentinos que vivimos de manera permanente en Doha. Y después tengo amigos de todos lados. Es algo hermoso, hay gente de todas las nacionalidades, de todos los países y eso es una de las cosas que más me gusta”, asegura.

María Belén y su novio Pablo, que es preparador físico y con quien fue a vivir a QatarMaría Belén y su novio Pablo, que es preparador físico y con quien fue a vivir a Qatar

Ese país “con todo súper nuevo y moderno” le impactó, igual que la cultura. Después, como todo, comenzó a acostumbrarse a la vez que empezaba a armar su grupo social. “Me hice amigos, empecé a hacer deporte, a jugar al voley, al paddle, y la verdad que ahora estoy súper adaptada”, expresa la olavarriense.

En cuanto a las reglas de convivencia María Belén dice que solo hay que apelar al sentido común, a comportarse dentro de una sociedad que explica que es muy ordenada. “Es un país súper seguro. No se ven disturbios ni manifestaciones en la calle, ni peleas por el tráfico de auto a auto. Después, no se puede tomar alcohol en la vía pública, pero bueno, eso en Argentina tampoco porque es una contravención, pero acá digamos que las reglas se cumplen.

Como mujer admite que vivió una transformación. Y tampoco le costó: “Por ahí cambió un poquito mi forma de vestir que ahora es más modesta, pero no porque me hayan dicho algo sino por una cuestión de respeto también a la cultura. En la regla general, tanto para hombres como mujeres, es cubrirse hombros y rodillas. Pero lo cierto es que depende mucho, a qué lugar vaya. Yo hago deporte y voy en short y musculosa y no hay problema”.

La joven nació en Olavarría, se recibió de contadora en Mar del Plata y ahora trabaja en una empresa de contratación de personal en hoteles y restaurantes de lujoLa joven nació en Olavarría, se recibió de contadora en Mar del Plata y ahora trabaja en una empresa de contratación de personal en hoteles y restaurantes de lujo

¿Si tiene amigas qataríes? Sí. Con muchas de las chicas con las que hace deportes, también comparte salidas como ir a comer. “No a bailar, como las de otras nacionalidades. Con ellas hacemos más deporte, nos juntamos un día y vamos a un club y pasamos todo el día ahí, comemos algo. Organizamos juntadas de ese tipo”, señala.

En este país de religión musulmana, dice la contadora, existe un respeto hacia la religión de los demás. Hay iglesias católicas si uno quiere ir a misa, si quiero puedo andar sin los hombros cubiertos. Puedo ir a un bar de un hotel a tomar algo con alcohol. Puedo comer lo que quiera. Más del 80% de la población es extranjera, entonces el choque cultural es hermoso”, cuenta la argentina.

De comer sin sal, María Belén se encontró que los qataríes comen mucho picante. Eso sí le costó. Aunque consigue de todo en el supermercado. No es un problema. También bajó su consumo de carne y aumentó el de vegetales y legumbres. “Cambió un poco mi alimentación. Primero la carne acá tiene un costo elevado y tampoco me gusta , no es como la Argentina”, revela.

0 seconds of 58 seconds, Volume 0%María Belén Hermina muestra en su cuenta de Instagram una de sus salidas favoritas, el desierto de Sealine a 45 minutos de la ciudad

Si tuviera que recomendar un plato simple, de sabor amable para el paladar argentino, recomienda comer shawarma, un roll con pollo o con carne, que en su opinión, los condimentan muy ricos, como una salsa de ajo, por ejemplo. Además, lo considera una opción no solo rica, sino también económica. También les recomienda el jarus, un planto de cordero, de cocción lenta durante varias horas y es servido con vegetales, especias y se come con arroz.

Ahora María Belén trabaja en Phrs, una agencia de reclutamiento y selección de personal. “Tomamos personas de Latinoamérica para trabajar en Medio Oriente en hotelería y restaurantes de lujo. También formo parte del programa Fan Líderes. Soy la Qatar Fan leader de Argentina. Se trata de programas que desarrolló el Comité Supremo, organizador del Mundial con FIFA, y hace dos años eligieron fans de todos los países como referentes para que sean un poco el nexo entre los hinchas y la organización”, resume.

La ciudad en la que vive es completamente nueva. Un lugar que cuando ella llegó no existía. Se llama Luseil Marina, está a 15 kilómetros de Doha y es la ciudad anfitriona de la Copa del Mundo.

Una de sus salidas favoritas es acampar, hacer asado y tomar mates en un desierto a 45 minutos de DohaUna de sus salidas favoritas es acampar, hacer asado y tomar mates en un desierto a 45 minutos de Doha

“Es moderna. Sustentable. Con todo construido a nuevo, diseñado muy lindo. Parece una ciudad futurista. Es increíble lo que pudieron desarrollar en tan poco tiempo. En la ciudad se van a jugar dos de los partidos de la Argentina, donde está el estadio de Luseil. En la misma zona sorprende una de las nuevas joyas arquitectónicas de Doha, el Katara Twin Hotel, que ofrece un hotel de seis estrellas y residencias permanentes de igual categoría. Su diseño original, se inspira en las dos espadas cruzadas del símbolo del estado de Qatar.

Además de practicar deportes, en su tiempo libre va a playas cercanas a la ciudad. “Vamos a algunas playas que están cerca en la ciudad y también nos gusta mucho ir al desierto de Sealine, que quedan unos 45 minutos de Doha, muy lindo con sus dunas para ir a acampar, hacer asado y tomar unos mates. Es un lugar hermoso”, cuenta la argentina que no pierde sus costumbres y muestra su vida cotidiana en una cuenta de Instagram: @herminabelen

En su cuenta de Instagram la argentina muestra su vida en DohaEn su cuenta de Instagram la argentina muestra su vida en Doha

María Belén recomienda a quienes viajen que tengan la Hayya Card en orden. Que lleven el pasaporte y le hagan un copia en el caso de que se pierda. “Y que vengan a disfrutar, que si se manejan con sentido común nadie va a tener ningún problema y van a tener una experiencia hermosa”.