Baires Para Todos

Thomsen, Comelli, Benicelli y Ciro y Luciano Pertossi fueron condenados a prisión perpetua y Ayrton Viollaz, Lucas Pertossi y Blas Cinalli a 15 años de prisión

El Tribunal Oral en lo Criminal 1 de Dolores condenó este lunes a la pena de prisión perpetua a cinco de los ocho rugbiers acusados de matar a golpes a Fernando Báez Sosa. Los otros tres fueron considerados partícipes secundarios y les cabe una pena de 15 años de prisión.

Los jueces María Claudia Castro, Emiliano Lazzari y Christian Rabaia entendieron por unanimidad que Máximo Thomsen (23), Ciro Pertossi (22), Enzo Comelli (22), Matías Benicelli (23) y Luciano Pertossi (21) fueron coautores del delito de “homicidio doblemente agravado por el concurso premeditado por dos o más personas y por alevosía en concurso ideal de lesiones leves”, mientras que Blas Cinalli (21), Ayrton Viollaz (23) y Lucas Pertossi (23) fueron considerados partícipes secundarios del mismo delito a una pena de 15 años de prisión.

La lectura del fallo se interrumpió porque Máximo Thomsen se descompensó al escuchar su condena. La jueza dispuso que el joven reciba asistencia médica y que se retire el público del recinto.

Minutos después de las 13.23, los jueces María Claudia Castro, Emiliano Lazzari y Christian Rabaia entendieron en un fallo unánime que Thomsen es uno de los cinco “coautores” del delito de “homicidio agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas”.

Los jueces María Claudia Castro, Emiliano Lazzari y Christian Rabaia hicieron lugar al planteo de la fiscalía para que se extraigan copias de la causa y se inicie una investigación para establecer si los dos rugbiers que no fueron sometidos a juicio cometieron falso testimonio.

Fuente: Télam