Baires Para Todos

La docente que corrió una maratón en Malvinas y participó en un puente radial con la Antártida

Por primera vez desde la guerra de Malvinas se realizó una entrevista por teléfono en vivo entre la base Esperanza y una argentina que estaba en Puerto Argentino. Llego con la bandera de la paz que es el deporte”, dijo Daniela Badra

Algunas comunicaciones parecen simples pero hacen historia y sobre todo pegan fuerte en el corazón de los argentinos. Si miramos los mapas Tierra del Fuego, Antártida y las Islas del Atlántico Sur integran una única provincia, la más lejana pero por historia y significado también la más cercana. Esta semana los tres lugares quedaron unidos no solo por lazos históricos y geográficos también por la magia de la radio.

En una comunicación histórica, por primera vez LRA 36 Radio Nacional Arcángel San Gabriel desde la Base Esperanza en la Antártida mantuvo una conversación con Malvinas. Juan Benavente, Alejandro Álvarez y Alejandro Petrecca hacen Uniendo voces, se comunicaron con Daniela Badra, directora de un Jardín de Infantes y maratonista que vive en Ushuaia desde 1986 pero que por séptima vez llegó a Malvinas para participar de una competencia.

No es la primera vez que Badra pisa las Islas. Daniela, es autora del Proyecto: “Malvinas, Huellas por la Paz”, iniciativa que, a través del deporte, busca que se conozca más y se conciencia sobre Malvinas. De allí que participa de las maratones en las Islas desde hace 7 temporadas, y luego comparte sus experiencias mediante narraciones e imágenes en muestras públicas y colegios de todo el país. Aunque no fue su primera vez en las Islas esta vez fue una de las más emotivas.

En otro tramo de la entrevista la docente contó cómo fue participar de una maratón de 42 kilómetros en las IslasEn otro tramo de la entrevista la docente contó cómo fue participar de una maratón de 42 kilómetros en las Islas

“Llego con la bandera de la paz que es el deporte”, explicó en el primer contacto radial entre las Islas y la emisora antártica desde la finalización de la guerra en 1982. Contó que en esta ocasión llevó tierra de Base Esperanza que el jefe del lugar le entregó y que ella le dará tierra de Malvinas para que depositen en la Base como forma “de unir y reflejar nuestro sentido de pertenencia, de arraigo”. Badra mostró su emoción con la comunicación porque es una forma de “seguir trabajando por nuestra soberanía”.

En otro tramo de la entrevista la docente contó cómo fue participar de una maratón de 42 kilómetros en las Islas. “Aunque es la séptima vez que participo es imposible no emocionarse. Es muy fuerte compartir con veteranos de guerra, con personas de otros lugares” además narró que uno de los momentos más fuertes fue visitar el cementerio de Darwin y encontrarse con 12 veteranos de guerra que venían de Lomas de Zamora. “Cuando llegué cantaban una canción de Sui Generis para sus compañeros que descansan ahí. Fue muy emocionante”. Badra además cumplió con el pedido especial que le realizó la familia de un veterano que falleció en el 2020 y que también fue maratonista. Lo hizo acompañada por Marcelo, otro veterano, que llevó una réplica de la Copa del Mundo y la dejó ahí.

“Para mí como docente es muy importante seguir transmitiendo a los chicos que hubo una guerra y que debemos honrar a los que pelearon porque son nuestros héroes. Pero también es necesario educarlos para que en el futuro sean agentes multiplicadores y sean ellos los que defiendan nuestra soberanía en los organismos internacionales”.

Entre Puerto Argentino donde estaba Badra y la Base Esperanza hay una distancia de 1912 kilómetros sin embargo se sentía ese “tan lejos tan cerca”Entre Puerto Argentino donde estaba Badra y la Base Esperanza hay una distancia de 1912 kilómetros sin embargo se sentía ese “tan lejos tan cerca”

Los conductores destacaban que esa comunicación era como tender un puente invisible entre dos territorios que integran una misma provincia y que lograr esa charla era también un modo de ejercer soberanía radial. La docente afirmó que las Malvinas son como “una prolongación de la provincia donde yo vivo, de Tierra del Fuego. El mismo clima, la misma geografía, lo único distinto es que hay piedras blancas arriba de los montes y arena blanca en las playas. Pero todo lo demás es igual, los animales, la mayoría, el mismo viento patagónico, estos días fueron días hermosos de sol, días de viento ayer, clima cambiante, pero bueno, estoy en la misma provincia”.

Entre Puerto Argentino donde estaba Badra y la Base Esperanza hay una distancia de 1912 kilómetros sin embargo se sentía ese “tan lejos tan cerca”. Badra remarcó la importancia de darle un abrazo a cada veterano que encontremos y que cada vez que viajó a las Islas lo que hizo fue escucharlos y tratar de imaginar las experiencias por las que pasaron. También reveló que gracias al proyecto Huellas de la paz tuvo un encuentro con el papa Francisco fue entonces que desde Antártida contaron su alegría porque esa misma semana habían recibido un saludo personal del pontífice “para todos los argentinos que están en el continente pero en particular para los niños que van a comenzar sus clases en la escuela de Base Esperanza”.

Los conductores destacaban que esa comunicación era como tender un puente invisible entre dos territorios que integran una misma provincia y que lograr esa charla era también un modo de ejercer soberanía radialLos conductores destacaban que esa comunicación era como tender un puente invisible entre dos territorios que integran una misma provincia y que lograr esa charla era también un modo de ejercer soberanía radial

La comunicación llegó a su fin y se notaba la emoción. Infobae se comunicó con el teniente coronel Gustavo Cordero Scandolo, jefe de Base Esperanza y director de LRA 36 para saber qué opinaba de esta comunicación histórica y desde la Antártida respondió: “Como argentinos sentimos un profundo orgullo por haber sido parte de este acto simbólico que nos acerca a la tierra de nuestras queridas Islas Malvinas, a nuestros héroes caídos, y a la revalorización de nuestro Territorio Antártico” y cerró recordando que Tierra del Fuego, Malvinas y Antártida forman una misma provincia y esta comunicación no solo las unió sino que ” continuamos haciendo soberanía a través de la emisión de nuestros programas de onda corta para todo el mundo porque comunicar también es soberanía”.

Otro de los artífices de la entrevista fue Juan Benavente, miembro del Comando Antártico y que desde enero se encuentra en la Antártida como instructor de comunicación. Ante la consulta de Infobae desde el continente blanco narró que pertenece a una familia con tres generaciones de antárticos “mi padre estuvo en Marambio y en este momento mientras estoy en base Esperanza, mi hijo trabaja en Marambio. sobre la entrevista que protagonizó “para mí significó un pequeño aporte a todas las acciones que realiza nuestro país para reclamar soberanía. Desde lo personal y emocional siento un pequeño gran orgullo por formar parte de esta acción histórica y mantener viva la memoria de los que cayeron y los que siguen vivos. Esta comunicación además pone en valor la importancia de la radio ya que se hizo en vivo, por onda corta y saliendo al mundo. Fue un pequeño acto pero valió la pena”.

Por Susana Ceballos-Infobae