Image default

La Corte Suprema falló a favor de la Ciudad de Buenos Aires en la disputa por la Coparticipación

El máximo tribunal dictó una medida cautelar que ordena al Gobierno nacional entregarle a la Ciudad el 2,95 por ciento de la masa de impuestos coparticipables. 

La Corte Suprema de Justicia dispuso este miércoles que el Gobierno nacional le pague al de la Ciudad de Buenos Aires el 2,95 por ciento de la masa de impuestos coparticipables, en el marco de la disputa en torno a la reasignación de fondos por el traspaso indebido de la Policía al gobierno de CABA durante la gestión del expresidente Mauricio Macri.

El fallo fue firmado por los cuatro miembros del máximo tribunal: Horacio Rosatti, Carlos RosenkrantzJuan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti. Mediante el mismo, se dictó una medida cautelar que ordena al Gobierno nacional que se le entregue a la Ciudad el 2,95% de la masa de fondos coparticipables de forma automática a través del Banco Nación, y dispone la suspensión de la Ley 27.606 que habría reducido la participación de esa jurisdicción.

En la resolución, los magistrados destacaron que el ordenamiento jurídico demanda un “carácter convencional” para reglar la coparticipación, así como la condición a la previa aprobación tanto por el Congreso como por cada una de las jurisdicciones involucradas.

En el caso, argumentaron que “ni el decreto ni la Ley 27.606 han sido aprobadas por la Ciudad de Buenos Aires, ni previa ni ulteriormente”. Y que “el Estado nacional no puede reducir unilateralmente el nivel de los recursos comprometidos”.

Por otro lado, subrayaron que “la participación de la Ciudad de Buenos Aires no afecta a la coparticipación de las provincias”, considerando que la cuota correspondiente a CABA se detrae únicamente de los fondos que le corresponden a la Nación en la distribución primaria. 

La reacción de Macri y Rodríguez Larreta tras el fallo

El expresidente Mauricio Macri, responsable del decreto que regaló los recursos al Gobierno porteño, celebró la decisión de los supremos que “le devuelve a la Ciudad lo que le corresponde”. “Se está terminando la prepotencia de quienes quieren llevarse por delante las leyes y las instituciones para ahogar a sus opositores. El fin del populismo está cada vez más cerca”, afirmó en un mensaje que publicó en redes sociales.

Larreta se expresó a través de Twitter tras el fallo de la Corte. En un posteo, escribió que lo resuelto “es una gran noticia para todos los argentinos. Es una victoria de la Constitución y el federalismo por sobre los atropellos, el abuso de poder y la grieta. Tengo esperanzas, otra Argentina es posible”.

“Con el equipo estamos evaluando el fallo para, en el transcurso del día, tomar y anunciar las medidas correspondientes”, agregó.

La disputa entre Nación y Ciudad

En esta causa se discutieron los privilegios que Macri le otorgó a la Ciudad apenas asumió la presidencia. Fue en 2016 cuando, en favor de Horacio Rodríguez Larreta, el entonces mandatario aumentó por decreto la coparticipación de CABA del 1,4 por ciento al 3,75 por ciento. Ante las protestas de gobernadores, argumentó que era por la transferencia de la Policía Federal a CABA. Tiempo después, la bajó a 3,5 por el ajuste fiscal.

Entre otras cifras, se estima que la Ciudad fue beneficiada durante estos años con un excedente total de 86 millones de pesos por sobre el costo real de la Policía transferida. Además, señalan que, durante el gobierno de Macri, la Ciudad prácticamente no tuvo que invertir dinero en seguridad, ya que se lo financió Nación, además de obras públicas y otras transferencias.

En septiembre de 2020, durante la pandemia, el presidente Alberto Fernández decretó que el porcentaje de coparticipación que le corresponde a CABA se retrotrajera nuevamente al 1,4 por ciento. Hacia el final de ese año, el Congreso aprobó una ley por la que se ordenaba una negociación entre las partes para definir el monto a transferir.

La Ciudad recurrió entonces a la Justicia para denunciar la situación y el máximo tribunal dio, en marzo pasado, 30 días hábiles para llegar a un acuerdo, plazo que venció el 26 de abril. Al día siguiente de ese vencimiento, la Corte aceptó el pedido realizado por las partes y otorgó una prórroga de 15 días, plazo que venció en mayo.

Desde entonces, la Corte hizo varias reuniones entre Nación y CABA, pero sin resultados. En medio de rumores y evidencia de férreas amistades entre el macrismo y el poder judicial, se suponía que el fallo sería favorable a Rodríguez Larreta.

El pedido para excusar a Rosatti

En septiembre, el Gobierno nacional solicitó la excusación del presidente del máximo tribunal, Horacio Rosatti, y la recusación en caso de no mediar la excusación, pedido basado en un hecho registrado el 15 de agosto pasado, cuando en el marco de un festejo de cumpleaños se juntaron en un hotel porteño altas autoridades del Gobierno de la Ciudad y del Poder Judicial. La solicitud fue rechazada por la Corte en noviembre.

En el documento presentado por el Estado Nacional, indicaron que la situación reveló la afinidad entre el ministro de Seguridad porteño y un funcionario de extrema cercanía al ministro de la Corte, algo que “podría afectar el debido proceso, en particular la garantía del juez imparcial”.

Por otra parte, los letrados patrocinantes del Estado indicaron que la situación deja en claro que Rosatti “se encuentra bajo grave sospecha”, como así también “su imparcialidad como magistrado de esta causa, lo que tiene una obvia y enorme relevancia institucional”.