Baires Para Todos

Karina Jelinek fue a tasar su viejo anillo de casamiento y le ofrecieron una cifra millonaria

La modelo se presentó en una reconocida joyería para valuar un objeto del que prefería desprenderse

Los primeros días de 2022, Karina Jelinek sorprendió a propios y extraños al confirmar que una persona de su confianza, a quien creía su amigo, le había robado no sólo todos sus ahorros, sino también diversos objetos de valor, entre los que se encontraba uno de sus anillos de compromiso. A la espera de poder concretar próximamente uno de sus proyectos, es que se presentó en una joyería para conseguir algo de dinero.

Las imágenes pudieron verse en el ciclo El valor de tus sueños (El Nueve) en el que Jelinek se acercó a que un grupo de tasadores dieran su veredicto respecto del valor que tenía el objeto presentado. Las imágenes emitidas el último fin de semana corresponden al mes de enero, cuando la modelo regresó al país luego de su viaje por Europa.

En lo que respecta a su vuelta a la Argentina reconoció que se debía a un proyecto personal del que no podía brindar más información. Así, directamente prefirió referirse al anillo del que quería desprenderse. “Tengo este anillo que tiene una historia muy particular, que hoy lo voy a soltar”, dijo en su presentación. Tras ello, reveló que es su segundo anillo de compromiso, “que me quedó de recuerdo”, para luego explicar que el primero es el que le habían robado: “Era un diamante solitario, me lo robó mi mejor amigo, como mi familia. Me lo tenía que guardar, desapareció y me lo sacó”.

"No tengo buenos recuerdos de este anillo, así que antes de perderlo y que me lo roben, prefiero tasarlo”, aseguró Karina Jelinek (El Nueve)“No tengo buenos recuerdos de este anillo, así que antes de perderlo y que me lo roben, prefiero tasarlo”, aseguró Karina Jelinek (El Nueve)

“El único que me quedó es este, por ende no tengo buenos recuerdos de este anillo, así que antes de perderlo y que me lo roben, prefiero tasarlo”, explicó sobre las intenciones para con la joya que brillaba en su dedo. Consultada sobre si le costó desprenderse del objeto, por alguna cuestión afectiva que pudiera haber con él, ella sin sudarlo respondió que no.

Así fue como la tasadora se acercó y tomó el objeto con sus manos para estudiarlo, y segundos después explicar: “Tenemos un anillo de platino que es de Tiffany”, aludiendo a la reconocida marca estadounidense de orfebrería. “Las piedras son brillantes, talla completa. El diamante es la piedra en bruto y la talla, que en este caso es completa, hace que tenga este brillo que tiene”, le aclaró, para luego expresarle: “Las piedras la verdad que tienen un color increíble, cero defecto, engarce doble, y el extra que es el platino marca Tiffany”.

Así, tras la explicación se procedió al momento de la calibración para poder darle el valor que se le podía pagar por la joya. “Quiero irme ya, con las valijas así, a cumplir mi sueño”, detallaría Jelinek, del que sólo adelantó que “va a cambiar parte de mi vida. Sobre ese producto especial que me quiero deshacer, algo malo se va a transformar en algo bueno”. Así, tras los detalles previos a que le confirmen que el monto estipulado por el anillo, se llegó a la confirmación de que su costo era de 7 millones de pesos, monto que tomando la cotización de enero de 2023 (que fue cuando se grabó el programa) llegaba a una cifra de 18.421 dólares.

“Ella tenía un dinero ahorrado producto de tantos años de trabajo. Lamentablemente, le dio el dinero a una persona que, hoy por hoy, no se lo está devolviendo”, explicaría en ese entonces su abogada, Ana Rosenfeld. Este supuesto estafador le habría prometido a Jelinek que invertiría su dinero, pero algo salió mal y nunca se lo devolvió.