Baires Para Todos

El uso de la píldora abortiva en EE. UU., un pulso entre dos órdenes judiciales opuestas

El uso de la píldora abortiva mifepristona en Estados Unidos es una incertidumbre luego de que un juez de Texas la prohibiera en todo el país con el argumento que el medicamento no es seguro. Sin embargo, otro magistrado de Washington ordenó proteger su acceso. La batalla de sentencias llega meses después de que la Corte Suprema cancelara el histórico fallo de Roe vs. Wade, el mayor revés al derecho al aborto en el país. La pregunta que fundamenta el debate es: ¿qué tan segura es la pastilla? 

Nueva amenaza al derecho al aborto en Estados Unidos. El acceso a la píldora abortiva mifepristona se encuentra a la deriva en el país ante sentencias judiciales opuestas, mientras el Gobierno prepara una apelación.

Este panorama se presenta luego de que el viernes 7 de abril el juez Matthew Kacsmaryk, de Amarillo, Texas, ordenara revocar la aprobación de más de dos décadas de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) para utilizar el medicamento.

Se trata de una orden preliminar, que esencialmente prohibiría las ventas de la píldora mientras continúan los alegatos judiciales.

Según el fallo inicial de 67 páginas, la mifepristona no sería segura y la FDA habría ignorado los riesgos al aprobarla.

“El Tribunal no cuestiona a la ligera la toma de decisiones de la FDA (…) Pero aquí, la FDA accedió a sus legítimas preocupaciones de seguridad, en violación de su deber legal, en base a un razonamiento y estudios claramente erróneos que no respaldaron sus conclusiones”, señaló Kacsmaryk.

Archivo- Imagen de una caja con la píldora abortiva Mifepristona. AP – Victor R. Caivano

El magistrado agregó que la agencia había enfrentado una “presión política significativa” para “aumentar el acceso al aborto químico”.

Sin embargo, en el trasfondo existe una cruzada política e ideológica entre magistrados, ciudadanos, republicanos y demócratas con visiones distintas sobre el derecho a la interrupción voluntaria del embarazo.

Kacsmaryk fue nominado por el polémico expresidente republicano, Donald Trump, y ha mostrado puntos de vista antiabortistas desde hace mucho tiempo.

Con su decisión respalda el caso presentado por cuatro grupos antiaborto encabezados por la recientemente formada Alianza para la Medicina Hipocrática y cuatro médicos contra el aborto, que el pasado noviembre demandaron a la FDA. Un pulso de los movimientos más conservadores del territorio estadounidense por obstaculizar aún más ese derecho.

La píldora, avalada desde el 2000, es el método de aborto más comúnmente utilizado en EE. UU. y en caso de que la apelación del Gobierno de Biden no prospere, se confirmaría como un fallo sin precedentes, ya que suspendería por primera vez a un fármaco aprobado por la Administración de Alimentos y Medicamentos.

Juez de Washington ordena proteger el acceso a la píldora abortiva

Un pronunciamiento contrario al del juez Matthew Kacsmarykse manifestó, casi de inmediato, el juez de distrito Thomas Rice, en el estado Washington, quien fue nominado para el cargo por el expresidente demócrata Barack Obama.

Rice dictaminó que la mifepristona es segura y efectiva. Por tanto, ordenó proteger su acceso y preservar el “status quo” en 17 estados y en Washington D.C., lugares que están detrás de una segunda demanda que busca mantener los medicamentos que conducen al aborto.

Pocas horas después del fallo en Texas, el Departamento de Justicia y el fabricante de medicamentos Danco Laboratories presentaron su notificación de apelación.

El fiscal general Merrick Garland aseguró que el Gobierno le pediría a la Corte de Apelaciones del Quinto Circuito de Estados Unidos que permita a la FDA conservar la aprobación de la píldora en espera del resultado del caso.

Activistas por el derecho al aborto se reúnen después de que la Corte Suprema de Estados Unidos anulara el derecho al aborto, en Miami, Florida, el 24 de junio de 2022. © AFP – Chandan Khanna

El presidente Joe Biden manifestó su fuerte rechazo al fallo judicial de Kacsmaryk, al considerarlo un intento por intervenir en evaluaciones que solo le competen a los expertos en medicamentos.

“Si este fallo se mantuviera, entonces prácticamente no habría receta, aprobada por la FDA, que estaría a salvo de este tipo de ataques políticos e ideológicos”, sostuvo el mandatario.

Por su parte, la vicepresidenta Kamala Harris también rechazó la prohibición del medicamento. Dijo que era un peligroso precedente, recordó que para el Gobierno es importante que las mujeres tengan el control de las decisiones sobre su salud reproductiva y mencionó que el medicamento ha sido usado de manera segura desde hace 20 años. 

Por ahora, el fármaco parece estar disponible a raíz de los dos fallos contrarios por jueces federales en Texas y Washington, subraya la agencia estadounidense de noticias AP.

¿Es la mifepristona segura?

La pastilla aprobada hace más de 20 años es parte de un régimen de dos medicamentos, administrado en combinación, en las primeras 10 semanas de un embarazo. Hasta ahora, la FDA y El Colegio Americano de Obstetricia y Ginecología han asegurado que su uso es seguro. 

La mifepristona tiene la función de bloquear la progesterona, una hormona que el cuerpo de la mujer produce de manera natural en el embarazo y que es necesaria para que ese estado continúe.

Después de que la mujer toma la primera píldora, los médicos prescriben otra pastilla abortiva denominada misoprostol, encargada de vaciar el útero y producir los sangrados.

De acuerdo con la información de la FDA es sus informes de casos adversos graves en pacientes que tomaron mifepristona, a 30 de junio de 2022, se habían notificado 28 fallecimientos de personas relacionados con la mifepristona, desde que se aprobó el producto en septiembre de 2000; aunque no existe certeza sobre la relación de los efectos adversos con la mifepristona por factores simultáneos como el uso de otros medicamentos, enfermedades coexistentes y el tratamiento clínico. 

Pese a que la FDA tiene una guía pública de respuestas con toda la información relacionada al medicamento y las preguntas frecuentes. Campañas anti aborto aseguran que es un método riesgoso e ineficiente, información que no está soportada por organizaciones médicas líderes como la Organización Mundial de la Salud y La Asociación Médica Americana. 

En medio de los debates en los estrados judiciales, algunos proveedores de servicios de aborto han dicho que si la mifepristona no estuviera disponible, cambiarían a un régimen en el que solo utilizarían el misoprostol. Sin embargo, también advierten que no sería tan efectivo.

¿Cómo llega Estados Unidos a la posible revocación de la píldora abortiva?

Es una apuesta por restringir aún más la posibilidad de abortar, luego de que se abriera una puerta en esta materia para los más conservadores el año pasado.

El 24 de junio de 2022, la Corte Suprema de EE. UU. anuló el histórico fallo de Roe vs. Wade, vigente desde 1973, el cual permitió que la interrupción del embarazo fuera considerada un derecho constitucional en todo el país.

La medida se asentó con una mayoría de 6 jueces a favor de cancelar el histórico fallo y 3 en contra. Los que votaron a favor de suprimir la consideración del aborto como un derecho afirmaron que no corresponde con “la historia o la tradición” estadounidense.

La mayoría de las marchas en Estados Unidos este 8 de marzo buscarán reivindicar el derecho al aborto en todo el país. Foto de archivo. © Rick Bowmer /AP

A esa decisión se llegó luego de que el máximo tribunal del país quedara conformado por una mayoría de jueces de inclinación conservadora, tras  nominaciones hechas durante la Administración de Donald Trump.

Esa movida significó una victoria para los intereses de los republicanos y conservadores religiosos de estados donde se pretende limitar o prohibir la interrupción voluntaria del embarazo.

Sin embargo, la medida también da lugar a que los estados implementen sus propias regulaciones.

Clínicas de aborto contactadas por ‘The Washington Post’ enfatizaron en que el fallo de Texas no afectaría su atención durante los próximos siete días.

Y señalaron, Incluso, que si la decisión de Kacsmaryk entra en vigor, no dejarían de recetar mifepristona hasta que la FDA lo indique.

Por Yurany Arciniegas-France24 con Reuters, AP y medios locales