Baires Para Todos

La historia de los hermanos ladrones de La Plata que desafiaron por Instagram a la Bonaerense

Tobías y Antón Monzón, dos violentos delincuentes de la capital provincial, le dedicaron posteos calientes a la Comisaría 9° en medio de robos y entraderas. Ayer viernes, personal de esa misma seccional arrestó al último de ellos que quedaba prófugo

Tobías y Antón Monzón ya están tras las rejas. De los dos, Tobías era ciertamente el líder. Pero Antón era el más picante. Semanas atrás, en una story de Instagram, con su hermano ya detenido, el mayor de los Monzón le dedicó una plegaria a los “ortibas” de la Comisaría 9° que le seguían el rastro: “Gorras, nunca tocaron ni un millón”, lanzó, entre fotos de pistolas y fajos de dólares cara grande.

Hoy viernes por la noche, esos mismos policías de la Comisaría 9° a los que desafió lo metieron preso. Antón Daniel, de 29 años, changarín según él mismo si las autoridades le preguntan -insólitamente registrado en el rubro de venta de bombones y golosinas de la AFIP- fue detenido por orden de la UFI N°17, luego de tres allanamientos en las zonas de Berisso y La Unión, realizados con una tropa de asalto de al menos diez efectivos de GAD. Lo acusaban de robarle la moto a un joven el 20 de enero último, un ataque que cometió junto a Tobías. Su cara ya era conocida, así que no fue difícil.

Instagram era su fetiche. Allí, publicaba fotos de los botines que robaba, de sus armas y sus billetes, mientras desafiaba abiertamente a la Bonaerense. La imputación en su contra incluye, por lo menos, siete hechos de robo agravado cometidos a lo largo de 2023.

Guante en mano: posteo de Antón en InstagramGuante en mano: posteo de Antón en Instagram

Uno de los posteos de Antón en InstagramUno de los posteos de Antón en Instagram

Tobías Leonardo, de 20 años, fue arrestado el 25 de enero, también por los efectivos de la Comisaría 9°, con una causa a cargo de la UFI N°8 en la calle 137, a bordo de una moto Honda Tornado sin patente, con una Bersa Thunder 9 milímetros al cinto.

Lo habían ido a buscar allí, luego de un dato que indicaba su presencia en la zona. Así, lo vieron salir de una casa, a bordo de la moto sin patente. Intentaron cruzarlo, pero Tobías huyó dentro de la casa y extrajo la pistola. No dudó en disparar, según el reporte policial posterior.

Ágil, comenzó a correr. Saltó varias medianeras para esconderse en el patio de una casa vecina. Un operativo cerrojo lo esperó afuera. Cayó en la calle 528 entre 139 y 140, sangrando, con un tiro en el talón derecho. La bala le había cruzado la carne y el cartílago, con orificios casi perfectos de entrada y salida.

Antón Monzón tras su arrestoAntón Monzón tras su arresto

A pesar de ser nueve años más joven que su hermano, Tobías tiene una lista de acusaciones en su contra mucho más larga: son trece hechos entre 2023 y 2024, dos de ellos fueron entraderas, con tres fiscalías distintas que le seguían el rastro

Por Federico Fahsbender-Infobae