Image default

La frase de Piqué que desató la crisis con Shakira y derivó en la tormentosa separación

El futbolista y la cantante llevaron la ruptura a Tribunales, donde dirimen la tenencia de sus hijos y la división de bienes. Mientras tanto, se siguen filtrando detalles de cómo se dio el quiebre entre ellos, con acusaciones de infidelidad incluidas

Cada gesto, cada trámite trivial de la vida de Gerard Piqué y Shakira se convierte en noticia tras la escandalosa separación de la pareja luego de 12 años de relación. Máxime ante la oficialización del nuevo vínculo del futbolista con Clara Chía Martí, de 23 años, empleada suya en la empresa Kosmos, en un affaire que todo indica que se habría iniciado antes de la ruptura con la cantante. Y con la puja por la tenencia de Milan y Sasha y la división de bienes en ebullición.

En esta oportunidad, el detalle advertido por el periodista y paparazzi Jordi Martin fue que el zaguero resultó detectado en la puerta de la escuela de uno de los niños. “Eso nos hace pensar que van a pasar todo el curso escolar aquí en España, porque sería muy difícil que un juez autorice a que se interrumpa porque la mamá quiere mudarse a otro país”, subrayó en el programa El gordo y la flaca (Univisión).

Vale recordar que la gran batalla en cuanto a la tenencia radica en que la cantante desea radicarse en Miami con los pequeños, hecho que parecía acordado (a cambio de un paquete de pasajes de avión en primera para el defensor para que pudiera visitarlos y un monto en dólares para que levantara una deuda personal), pero Piqué habría cambiado de opinión y todo se encamina a Tribunales.

En ese punto, desde el entorno de Shakira aseguran que cuenta con una carta ganadora: el informe de los detectives a los que contrató cuando vio que se decantaba la separación. Según el citado Martin, fue una frase del campeón del Mundo en Sudáfrica 2010 la que le abrió la puerta definitivamente a la crisis. “Cuando llegan de Disneyworld, Piqué le pide ‘tiempo porque estaba agobiado con las empresas’”, sorprendió el cronista en su participación en el show de TV el Programa del Verano (Telecinco).

“Shakira le dice ‘no te preocupes porque me tengo que ir 17 días a grabar a Estados Unidos’”, completó la escena, pero la situación le habría quedado a la artista rebotando en su mente. Y no se quedó de brazos cruzados. “Ella le propone una terapia de pareja que él rechaza, por lo cual ella se da cuenta de que no va a mejorar la relación, que no es un altibajo, sino que hay algo más. Ahí le saltan todas las alarmas a Shakira y decide ponerle un detective privado para tener información concreta y precisa de cara al momento en el que estamos que es la custodia de los niños”.

Según el paparazzi y periodista, existen al menos tres infidelidades probadas de Piqué y la cantante contaría con la información. Una es la de la actual pareja de Gerard, dado que hay imágenes de ellos juntos que datan de febrero, cuando la ruptura fue comunicada formalmente el 4 de junio. “Clara era novia del hermano de un amigo de Piqué, quien al conocerla quedó fascinado con ella (13 años menor). Intercambiaron teléfonos y se vieron a escondidas. El futbolista despidió al hombre de Kosmos y la contrató a ella”, narró su versión de los hechos Martin.

Además, añadió en sus apariciones mediáticas y en sus redes sociales otros dos supuestos casos. “En 2016, el futbolista salió de la concentración de la selección de España, para tener un encuentro de varias horas con una de sus ex parejas, para luego volver a la concentración”, denunció.

“He sacado la de 2016, ahora vamos a por la de 2020. Catalana. Iniciales: JP. Sucedió en una discoteca conocida de Barcelona. No es conocida y sucedió en el baño de una discoteca”, concluyó con sus grageas de intimidad.

Ante la difusión de datos que él considera “rumores y presuntas informaciones no contrastadas” y a partir del seguimiento diario por parte de los paparazzi, Piqué publicó un comunicado a través de sus asesores legales en el que señaló que “en las últimas semanas ha sufrido intromisiones que traspasan los límites de la legalidad, por lo que se ha visto en la obligación de solicitar medidas cautelares de alejamiento y emprender acciones legales contra quienes alteran su vida familiar y vulneran los derechos de sus hijos”.