Baires Para Todos

En busca de instrucciones: la CGT visitó al embajador de Estados Unidos

La central obrera y el funcionario estadounidense coincidieron en “defender los derechos de los trabajadores”. Alerta por la eventual reforma laboral

En su rol de actor principal a partir de la llegada de Javier Milei a la Casa Rosada, la conducción de la Confederación General del Trabajo (CGT) visitó al embajador de los Estados Unidos, Marc Stanley, quien planteó que “la protección de los derechos de los trabajadores es crucial para la salud de una sociedad democrática”. La declaración va en línea con lo expresado recientemente por la dirección del Fondo Monetario Internacional (FMI), tanto a la propia central como al ministro de Economía, Luis “Toto” Caputo.

A través de las redes sociales, la Stanley manifestó: “Estados Unidos sabe que la protección de los derechos de los trabajadores es crucial para la salud de una sociedad democrática y una economía sólida. Tuvimos una excelente conversación nuevamente con @cgtoficialok sobre el importante papel de los sindicatos en la protección de esos derechos”.

La comitiva cegetista estuvo encabezada por uno de sus cotitulares, Héctor Daer, el secretario Adjunto, Andrés Rodríguez, el secretario de Prensa, Jorge Sola, y los dirigentes Gerardo Martínez (obreros de la Construcción) y Cristian Jerónimo (empleados del Vidrio).

La CGT se reunió con el embajador de Estados Unidos: muy buena impresión de Stanley

Esta no es la primera vez que una comitiva sindical se reúne con Stanley. En septiembre de 2022, tras el cónclave con el embajador, Daer afirmó: “Nunca en la vida imaginé que iba a estar en la Embajada de Estados Unidos, pero me dijeron que le han dado rol fundamental al movimiento obrero en Estados Unidos y fuimos a hablar”.

En sus expresiones a los dirigentes, Stanley remarcó: “La democracia sigue siendo la manera más duradera de la humanidad para avanzar en la prosperidad, seguridad y dignidad para todos. ¿No es genial que los sindicatos y sus miembros puedan salir y manifestarse?”. Una declaración de principios que se contrapone con el protocolo antipiquete de la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

Por su parte, Daer calificó a Stanley como una persona “mucho más peronista que muchos” dirigentes, ya que el embajador de Estados Unidos “resaltó la función social y laboral que tienen los sindicatos norteamericanos”. En abril del año pasado, el funcionario norteamericano recibió a una comitiva de la CGT para analizar la situación económica, laboral y social.

Los referentes de la CGT insisten en defender los derechos de los trabajadores y aceptarían

La CGT insiste en defender los derechos de los trabajadores y aceptaría una reforma laboral “consensuada”.

Los gremios aceptarían una reforma laboral “consensuada”

Hace poco más de una semana, en el encuentro anual de la AmCham Argentina (Cámara de Comercio de los Estados Unidos en Argentina), Stanley expresó su preocupación “por el impacto de las reformas económicas en los más vulnerables de la sociedad durante este período de rápidas reformas”.

También participaron de las exposiciones Daer y Andrés Rodríguez. Este último afirmó: “No tenemos problema en consensuar una reforma laboral. Lo que no queremos es la destrucción de los gremios, ni de la legislación laboral, ni que se ponga un techo a las paritarias”. Reveló además que “a nosotros nos vino a ver el ministro del Interior (Guillermo Francos), y nos propuso una reforma laboral. Se fue con el 90 por ciento de acuerdo, y después apareció otro texto en el DNU. Desde entonces no nos llamó más nadie”

Al respecto, Daer cerró: “Nos quieren sacar como tema de discusión la reforma laboral, cuando debería ser el gobierno el que convoque en el Congreso. Porque después hay que discutir, ver si hay una cláusula que dice que declarar esenciales todas las actividades te va a llevar a tener mayor productividad o mayor empleo”.

Por Alejandro Di Biasi-IP