Baires Para Todos

Conmemorar los 55 años del Cordobazo ante las narices de una dirigencia política que está vendiendo a la Patria

Consecuente con su afán de globalizar la inédita experiencia de dejar inerme a un país en favor del capital financiero trasnacional, entre el 18 y el 19 de mayo, Javier Gerardo Milei participará de una cumbre ultraderechista a realizarse en Madrid. Allí asistirá a la convención “Europa Viva 24”, que reunirá a militantes, dirigentes, diputados y simpatizantes del partido español Vox. Se esperan más de 10 mil asistentes.

Como contraparte, cabe destacar que durante los últimos años, frente al nuevo ascenso de la extrema derecha a nivel mundial, también se han celebrado varias conferencias internacionales de signo contrario. Por lo general, fueron organizadas por un partido político, por sectores pertenecientes a una misma tradición política, o incluso por alguna institución particular, por ejemplo, la Fundación Rosa Luxemburgo.

El novedoso carácter que presenta la 1a Conferencia Mundial Antifascista que se reúne en Porto Alegre del 17 al 19 de mayo – prácticamente en paralelo con la cumbre mencionada anteriormente – consiste en que está organizada por varios partidos y cuenta con el apoyo de fuerzas políticas de izquierda que han dejado de lado para esta ocasión los desacuerdos que las separan. Por ejemplo, dos partidos de izquierda que tienen una historia diferente, el PT y el PSOL de Porto Alegre, capital del estado de Río Grande do Sul, acordaron convocar juntos al evento y constituir un comité organizador local unitario, obteniendo el apoyo de su organización nacional. Un dato digno de imitarse, habida cuenta de lo dividida que está la izquierda en todos los rincones del planeta.

El segundo aspecto a destacar consiste en que otros partidos de izquierda han seguido ese ejemplo y apoyan esta iniciativa, se trata en particular del Partido Comunista de Brasil (PCdoB, de origen maoísta) y de la Unidad Popular. 

En tanto, cebado con la idea de su propio armado partidario para hacer pie en todo el territorio nacional, actualmente el presidente argentino se enfoca en el Pacto de Mayo y enfría la posibilidad de un acuerdo integral con el PRO. Pese al apoyo obtenido para la ley Bases y el reconocimiento a Ritondo y Lospennato, en la Casa Rosada postergan hasta el año próximo cualquier definición sobre una alianza. No descartan promover un juego de dos listas, ya que consideran que les permitiría ganar más bancas. En la fuerza a cargo de Mauricio Macri algunos referentes ya marcan distancia.

De este modo, mientras el Primer Mandatario pisa el acelerador para perpetuar su empeño refundacional, la silenciosa dama que preside el senado – oportunamente ninguneada por quien fuera su mentor – va tejiendo su fina urdimbre a velocidad crucero, por si el Titanic vuelve a toparse con el iceberg. De hecho, ni lerda ni perezosa, el 1° de Mayo compartió un amable encuentro con sindicalistas del gremio gastronómico enemistados con la cúpula de la central obrera, a quienes se dirigió con un discurso de tintes peronistas, utilizando en su crítica al kirchnerismo conceptos como el siguiente: “Nos pusieron de rodillas en nuestra propia tierra, bajo las migajas de los subsidios y de un mal llamado asistencialismoDejamos de hablar de trabajo como el principal ordenador social de la comunidad organizada“. Ojo al piojo pues con esta señora, que no está quieta ni vuela bajo.

Recapitulando, a partir de lo que hoy considera una batalla crucial, pocos días antes del debate en comisiones del Senado de la ley Bases y el paquete fiscal, el Gobierno convocó a tres de los cuatro gobernadores cuyas posiciones están en duda a discutir la habilitación de una obra pública clave, que venían pidiendo que se active desde hace años: los patagónicos Alberto Weretilneck (Río Negro), Rolando Figueroa (Neuquén) e Ignacio Torres (Chubut) Al culminar dicho encuentro, los dos últimos se reunieron con el secretario de Energía, Eduardo Rodríguez Chirillo, para terminar de definir los detalles de la ampliación del Gasoducto Patagónico, que atraviesa los tres territorios: La Libertad Avanza no se fija en gastos para convertir a nuestro país en una maquila del Norte Global. 

Si, como dice el refrán, “para muestra basta un botón”, sépase en tal sentido que en las últimas horas la Asociación Argentina de Abogadas/dos Ambientalistas y el Colectivo de Acción por la Justicia Ecosocial revelaron el contenido de un acuerdo secreto que plantea serias consecuencias para el ambiente y la soberanía nacional en Argentina en general y particularmente en el Río Paraná. El Memorándum en cuestión establece una supuesta colaboración conjunta entre la Administración General de Puertos de nuestro país y el Cuerpo de Ingenieros del Ejército de los EEUU. Resulta a todas luces imposible entender este marco como una colaboración entre partes iguales. El rol histórico y actual de esa segunda institución debe entenderse como una cesión de soberanía territorial, política social y cultural sobre el territorio y las instituciones locales. Si bien a primera vista, parecería un acuerdo técnico, su contenido revela un alto riesgo de injerencia en asuntos atinentes al Estado Nacional. Entre los puntos más sensibles podemos enumerar: 

·         Políticas de control de inundaciones y gestión de recursos hídricos.

·         Cuestiones de políticas públicas hídricas.

·         Gestión de cuencas hidrográficas.

·         Preservación de ambientes fluviales, humedales y evaluación del hábitat.

·         Sedimentación y dragado.

·         Expansión de canales de navegación, puertos, su ampliación y profundizaciones.

·         Capacidad para “diseñar ecosistemas” y compromisos de investigación y desarrollo.

Sin embargo, lo más grave de este acuerdo, que compromete directamente los bienes comunes y la mayor cuenca de nuestro país, estriba en que ha sido ratificado sin la participación de los actores políticos pertinentes, ya que, en primera instancia, un acuerdo de tan enorme implicancia debería ser ratificado por el Congreso Nacional, y, en segundo lugar, las provincias involucradas, que son las titulares de los bienes naturales, deben también ser consultadas y hechas partícipes de la decisión. Semejante ausencia de licencia social va en contra de los principios fundamentales del federalismo y la democracia ambiental. 

A su vez, con relación al plan de ajuste en el Estado, el Presidente fue claro y dejó una frase especial, en referencia al plan motosierra. Mientras explicaba cómo avanza el esquema de auditorías y de recorte en el gasto, expresó: “El FMI no puede creer lo que estamos haciendo, estamos haciendo el ajuste más grande no de la historia del país sino el más grande de la humanidad“. 

Las consecuencias están a la vista: El tren de la Línea San Martin que, por robo de cables y ausencia de su reemplazo – justificada con el mantra oficial de “no hay plata” – acaba de estrellarse contra una locomotora estacionada a la altura de Figueroa Alcorta y Dorrego (CABA) causando varios heridos es un buen ejemplo de lo que nos depara este rumbo de la economía.

“Los fallos de mercado no existen” y “el Estado es una organización criminal” son frases que Milei repite con pocas variantes y sin miedo a convertirlas en mantra. El economista anarco – liberal logró encumbrarse y triunfar en las elecciones del año pasado presentándose como el más radical profeta de este capitalismo terminal, prometiendo solucionar todos los problemas del país mediante la desregulación de la economía, la eliminación de impuestos, el ajuste del gasto público y la liquidación del aparato estatal. Pero a cinco meses de mandato, su Gobierno se ha encontrado con los límites que la realidad le impone a ese credo: con el propósito de contener tanto la inflación como el descontento social, resolvió revertir los aumentos en las tarifas de las empresas de medicina privada y postergar los incrementos previstos en los servicios públicos de gas y electricidad. Ahora el Estado que dirige interviene para limitar la libertad que el propio Milei le ofrendó al mercado. Aplicando programas como el que viene asfixiando a las grandes mayorías, se empieza por recalcular… y a veces se termina huyendo en helicóptero. 

Ducha en fracasos como el que se avecina, la Ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich, acaba depresentar una nueva adquisición para el personal de las fuerzas de seguridad. Se trata de la pistola Byrna, un arma no letal (¡por fin una alegría, ¿no?!) que dispara productos químicos irritantesinhabilitando al atacante durante 30 minutos, con un alcance de hasta casi 20 metros.

El sistema Byrna consta de un cargador y proyectiles que son impulsados por un cartucho CO2. La pistola dispara productos químicos que incapacitan al sospechoso durante el lapso consignado. A este tren, resulta evidente que el oficialismo prefiere prevenir que remediar.

Desde la vereda de enfrente, algunos sectores del peronismo parecen estar recuperándose del shock producido por el acceso a la Casa Rosada de lxs libertarianos, que tanto los descolocó. Así lo demostró la reaparición de la ex Vicepresidente Cristina Fernández de Kirchner, quien conmemorando el natalicio de Evita sentenció desde el Instituto Patria que en el mundo en que vivimos “el capitalismo venció”. Y el gobernador bonaerense Axel Kicillof, días antes, avanzó hacia un armado propio en el marco de una reconfiguración del movimiento y en medio de la interna que mantiene con Máximo KirchnerCarlos Bianco – principal estratega político del gobernador – encabezó en La Plata el lanzamiento del frente popular Patria y Futuro, un armado conformado por distintos grupos políticos que se desprendieron de lo que oportunamente fue Quebracho. 

En dicho espacio confluye Elizabeth Gómez Alcorta, ex ministra de Alberto Fernández y abogada de Milagro Sala, quien lidera la agrupación La Soberana, una escisión de la UTEP. El acto, además, contó con la presencia de Giselle Fernández, hermana de Cristina y tía de Máximo.

Para más dato, desde ese mismo riñón, el ministro de Infraestructura de la provincia de Buenos Aires Gabriel Katopodis afirmó que van a convocar a una “gran movilización” para evitar que la Ley Bases sea sancionada en el Senado. “Si hay un millón de personas ese día podemos evitar que esa ley sea sancionada”, adelantó el funcionario en declaraciones radiales.

A propósito de esto último, hace pocos días, cuando el ex funcionario a cargo de la Unidad de Información Financiera kirchnerista José Sbatella apuntaló esa línea de acción en el programa de Radio UTE La Casta está en orden, sus declaraciones fueron obturadas por la trasmisión del partido de Boca Juniors. Para el caso valdría recordar aquello de que “las brujas no existen, pero que las hay las hay”. 

No obstante, la CGT confirmó que realizará una movilización al Congreso el día que se trate la Ley de Bases en el Senado. “Confiamos que con una movilización impresionante en las calles se pueda revertir esta situación. Todos los gremios vamos a movilizar”, informó Pablo Moyano

Por su parte, Edgardo Llano, secretario general de la Asociación del Personal Aeronáutico (APA) – el más numeroso del sector, que agrupa al personal de tierra de los aeropuertos -, en medio de una de las asambleas que realizaron en distintos aeropuertos, dijo que cada uno de los senadores que voten a favor de la Ley Bases será “escrachado”cuando aborde un avión de Aerolíneas Argentinas. “Vamos a explicarles a los pasajeros cada vez que viaje un senador de estos que están traicionando los mandatos populares”, prometió en el Aeroparque Metropolitano Jorge Newbery de la Ciudad de Buenos Aires. 

A estas horas no se descarta que la ley en cuestión se devuelva a Diputados por el escándalo de las tabacaleras, lo que, en tal caso, complicaría el Pacto de Mayo, que hoy constituye el máximo norte aspiracional del Presidente.  

De modo tal que la gran asignatura pendiente del campo popular que va tomando cuerpo consiste en juntar músculo para voltear el plexo legal libertariano en su totalidad, o este país no tendrá destino.

Hay que creer o reventar entonces, que “el horno no está para bollos”. Al culminar el segundo Paro Nacional realizado contra la administración Milei, la Secretaría del Interior de la Confederación General del Trabajo (CGT), a cargo del dirigente metalúrgico Abel Furlán, dio cuenta de un alto nivel de adhesión al cese de actividades en todas las regionales que la central obrera tiene en las provincias del país, destacando su impacto en territorio bonaerense. 

Según lo informado, las 70 delegaciones regionales reportaron un acatamiento del 90% en provincias como Santiago del Estero, Santa Fe, Entre Ríos, Catamarca y Buenos Aires, donde los niveles de actividad fueron escasos y evidenciaron el malestar de los trabajadores.

En tal contexto, la militancia popular en pleno debería comprender que corresponde adelantar cuatro días la conmemoración del 55° aniversario del Cordobazo, para que los gobernadores reunidos en La Docta y todos los garcas del gobierno tomen nota de que el desguace de la Argentina no cuenta con el aval de nuestro pueblo.

Como recordarán los mayores – y deben saber los más jóvenes -, en mayo de 1969, durante el gobierno del Gral. Juan Carlos Onganía, comenzó a evidenciarse una crisis con estallidos en distintos puntos del país, como Corrientes y Rosario. En Córdoba, donde existía una estrecha relación entre estudiantes y obreros, al descontento general se sumó la decisión del gobierno provincial de suprimir el “sábado inglés”, es decir, la media jornada laboral. En consecuencia, el SMATA (sindicato de los obreros de la industria automotriz) y el sindicato de Luz y Fuerza convocaron a un paro activo con movilización para el 29 de mayo. Los estudiantes adhirieron a la medida de fuerza y pronto la ciudad fue controlada por los manifestantes, quienes lograron su ocupación durante unas veinte horas. Se produjeron incendios y ataques a las principales empresas multinacionales. La represión consiguiente fue brutal y dejó como resultado veinte manifestantes muertos y cientos de detenidos, entre ellos Agustín ToscoAtilio López y Elpidio Torres.

Si bien el pueblo argentino atraviesa una situación general de reflujo y fragmentación social, sobran evidencias de que lo que este gobierno depredador ha venido llamando “casta” no es otra cosa que el pobrerío y vastos sectores medios que ya están con la lengua afuera. Puede que no dé el cuero aún para generar una pueblada como la que acabamos de evocar, pero resulta incontrastable que la conflictividad social está en alza, y que si la dirigencia sindical aspira a conservar su cabeza sobre los hombros deberá darle continuidad a su Plan de Lucha y radicalizar los métodos, ya que ningún paro dominguero cambia el curso de la historia.

En conclusión, el próximo 25 de Mayo, quienes sigamos encontrando sentido a la palabra Patria, tenemos una irrenunciable cita de honor en Córdoba para decir BASTA al genocidio social. –

Por Jorge Falcone-La Gomera de David